Lisboa, la ciudad que siempre será vieja

Buenas noticias. Lisboa sigue como siempre, con esa mezcla de casas viejas que parece que están a punto de derrumbarse, aunque ahi aguantaran unos cuantos años más, y la parte más nueva, con amplias avenidas, como la Avenida Libertade, que me recordó a la Barcelona más modernista.

Instantes de Lisboa, capital de Portugal
Tranvía de Lisboa

Dar vueltas por el centro de una capital siempre depara alguna sorpresa, y en Lisboa no iba a ser menos. A pocos metros de la Plaça dos Restauradores, en la Casa del Alentejo, estaban celebrando el pase a la última fase de la candidatura para declarar Patrimonio Inmaterial de la UNESCO el cante del Alentejo. Y ahí estaban los integrantes de la casa con sus trajes regionales, inundando la avenida y cantando sin parar para festejar la noticia. El próximo día 30 se sabrá si lo aceptan, a ver si tienen suerte y se une el canto del Alentejo al del Fado, que ya está considerado Patrimonio Inmaterial de la UNESCO.

Instantes de Lisboa, capital de Portugal
Vitamina-Te
Instantes de Lisboa, capital de Portugal
Señoras del Alentejo

A parte de las celebraciones, recorrer Lisboa tiene otra ventaja, y es que con tantas cuestas, uno fortalece las piernas más que en un gimnasio.

Ahora a descansar en el impresionante hotel As Janelas Verdes, del que ya os contaré más otro día, que la verdad es todo un hallazgo, y a prepararme para el primer día del rally de Portugal.

Sobre Víctor Gómez
¡Hola! Soy Víctor Gómez, fotógrafo y blogger de viajes. Me encanta la naturaleza, los coches y los helados. Viajo para conocer lugares sorprendentes, únicos, e inspirarte a visitarlos a través de mis fotografías. Intento hacerlo siempre lo mejor posible, por eso practico el turismo sostenible. Acompáñame, será divertido.

Comenta tu opinión sobre el artículo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

  1. Pingback: Bitacoras.com

  2. Qué sorpresa encontrarte un espectáculo así en medio de las calles de Lisboa, reconozco que cuando estuve allí la ciudad no me acabó de convencer así que tendré que darle alguna otra oportunidad. Me ha gustado mucho la foto del tranvía. Un abrazo. ;-)

    • Eso es lo bonito, tiene instalaciones y servicios modernos pero mantiene todo su encanto. Una ciudad muy recomendable para una escapada, y casi nunca hace frío!

  3. Holá,
    soy Natalia del blog Terra Latina. Me encantan tus fotos de Lisboa. Son realmente preciosas. Soy de Portugal ( pero admito tener una gotita de sangre española ) y me encanta Lisboa. ¡ Qué ciudad tan maravillosa ! Es moderna y antigua a la vez . Está en un lugar incréible : sobre siete colinas y al pie de un río que allí se parece al mar,.. Tú tienes la razón cuando la comparas con Barcelona. Ambas ciudades atraen al mismo tipo de turistas. Lo bueno en Lisboa es que la gente es ( más ) amable, je je je ! Bueno, como ya estoy sintiendo mucha ” saudade ” ( tengo alma lusa ), me voy a pasar tres días ( al final del més ) en la ciudad donde me gustaría vivir para siempre… Esta vez dejo marido e hijas en casa ( en Francia ) y me voy de juerga con tres amigas francesas. Lo bueno de este viaje : poder ir de bar en bar para ” petiscar ” ( nuestro piso está en le Bairro Alto ). Lo malo : tener que jugar el papel de guía porque mis amigas no conocen la ciudad ( yo ahora lo que prefiero es pasear por las calles y perder toda la noción de tiempo, de espacio,… ). Pienso que publicaré algunas fotos en mi blog ( está actualmente en pausa porque pienso crear otro )… Aquí tienes unas fotos ( te informo que las mías son claro menos bonitas ) de mis viajes anteriores ( San Sebastián, Barcelona, Zaragoza, Bretaña, Sintra, Pirineos, Paris, Sevilla, Lisboa,… ) : http://terralatina.over-blog.com/categorie-11537337.html

    • Hola Natalia, la verdad que Lisboa es una ciudad preciosa, me alegra que vuelvas por ella.
      Voy a echarle un vistazo a tu blog, parece interesante aunque entiendo poco francés.
      Un saludo!