El centro de Lisboa y Alfama

Tras el puente de todos los santos, voy a escribir un poco sobre el centro de Lisboa, que es la parte más conocida de la ciudad, y tiene fama de estar llena de callejuelas y estar bastante destartalada. Ambos tópicos son ciertos, y con un breve paseo uno se da cuenta de que en Portugal a nadie le gusta pintar la fachada de las casas, y tienen especial debilidad por las fachadas de cerámica. Dentro de esta “decadencia”, se puede disfrutar de muchos lugares especiales.

Recorrido por el barrio de la Alfama y centro de Lisboa, Portugal
Castillo de San Jorge
Recorrido por el barrio de la Alfama y centro de Lisboa, Portugal
Callejuelas
Recorrido por el barrio de la Alfama y centro de Lisboa, Portugal
Tranvía y La Se
Recorrido por el barrio de la Alfama y centro de Lisboa, Portugal
Plaza del Comercio
Recorrido por el barrio de la Alfama y centro de Lisboa, Portugal
Plaza del Comercio con travías
Recorrido por el barrio de la Alfama y centro de Lisboa, Portugal
Barrio Alfama

Los lugares más típicos que se suelen visitar del centro de Lisboa suelen ser la Catedral de Santa María o Sé, que a parte de la fachada no tiene mucho más para ver, aunque se puede intentar la típica foto con el tranvía pasando por delante; perderse por las grandes avenidas del centro y las estrechas callejuelas que suben hasta el Castillo de Sao Jorge, la parte más interesante del centro de Lisboa, y es que aquí es donde se ve en primera persona el Portugal style of life; llegar a la ribera del Tajo a través de la plaza del comercio, puerta marítima de la ciudad; entrar en el propio castillo, y subir al ascensor de Santa Justa.

El Castillo de Sao Jorge está en lo alto de una colina, como cualquier castillo que se precie, y desde aquí se ve toda la ciudad, la desembocadura del río Tajo, los puentes de Lisboa, e incluso el Castillo de Sintra, a unos cuantos kilómetros de distancia. Cuenta con unas murallas exteriores repletas de olivos, viejos a la sombra y turistas, y en el interior la fortaleza con más murallas y varios torreones. Uno de estos torreones tiene una cámara oscura, a la que no pude entrar por llegar fuera de horario, pero si se puede subir a todos los torreones para disfrutar de las vistas. Una visita imprescindible y que se disfruta mucho, aunque la entrada no sea barata.

Recorrido por el barrio de la Alfama y centro de Lisboa, Portugal
Castillo de San Jorge
Recorrido por el barrio de la Alfama y centro de Lisboa, Portugal
Desde el castillo
Recorrido por el barrio de la Alfama y centro de Lisboa, Portugal
Castillo de San Jorge
Recorrido por el barrio de la Alfama y centro de Lisboa, Portugal
Vendiendo flores
Recorrido por el barrio de la Alfama y centro de Lisboa, Portugal
Sombra del ascensor de Santa Justa

El monumento más curioso es el ascensor de Santa Justa, y es que es bastante raro que un ascensor sea un monumento, pero no se ve todos los días un ascensor de 45 metros al final de la calle. Debido a la gran cantidad de cuestas de la ciudad, en las rampas más empinadas hay servicios de funiculares para subir cómodamente tras pasar por caja, y en algunos puntos hasta hay ascensores, como en la calle Santa Justa. El ascensor en sí es bastante bonito, con un estilo neogótico que recuerda al siglo XIX, muy recargado para ser un simple ascensor, pero por lo menos es decorativo. Las colas son bastante largas para entrar en él, pues todo el mundo quiere subir, aunque haya que pagar el doble de lo que cuesta un viaje en tranvía, pero las vistas una vez arriba merecen la pena, y más si llegas justo al atardecer, con todo el centro de Lisboa iluminada por el atardecer.

Recorrido por el barrio de la Alfama y centro de Lisboa, Portugal
Comer en la calle
Recorrido por el barrio de la Alfama y centro de Lisboa, Portugal
Casa de Lisboa
Recorrido por el barrio de la Alfama y centro de Lisboa, Portugal
Urinol
Recorrido por el barrio de la Alfama y centro de Lisboa, Portugal
Fachada de cerámica
Recorrido por el barrio de la Alfama y centro de Lisboa, Portugal
Calle

Los paseos sin rumbo son la mejor forma de conocer el centro de Lisboa, encontrando pequeñas escenas cotidianas que al fin y al cabo es lo que gusta ver cuando se visita otro lugar. Además, aquí se puede comer muy bien en cualquier sitio.

Sobre Víctor Gómez

¡Hola! Soy Víctor Gómez, fotógrafo y blogger de viajes. Me encanta la naturaleza, los coches y los helados. Viajo para conocer lugares sorprendentes, únicos, e inspirarte a visitarlos a través de mis fotografías. Intento hacerlo siempre lo mejor posible, por eso practico el turismo sostenible. Acompáñame, será divertido.

Comenta tu opinión sobre el artículo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

  1. Estupendo repaso al centro de Lisboa. Yo acabo de estar este finde y la verdad que me ha gustado mucho. Como dices, lo mejor es perderse sin un rumbo fijo y eso es lo que hicimos. Lo único que ahora en esta navidad no tenían mucho ambiente y si no llega a ser por algunas luces en monumentos, parecería algún finde cualquiera. Lo que más me defraudó ha sido el castillo que para lo que cuesta no hay mucho que ver, salvo las vista…

    Un saludo!

  2. Pingback: Lisboa, la ciudad que siempre será vieja - machbel

  3. Pingback: Primeros días por Portugal - machbel

  4. Pingback: Estoy de viaje por Portugal y Andalucía - machbel

  5. Pingback: Lisboa, recorrido de un día por el centro - machbel