Sierra de Almería, del centro de la tierra a las estrellas

Cuando oyes hablar de Almería, a muchos se nos viene únicamente a la cabeza películas de vaqueros, desierto (mucho desierto), e incluso, para los más puestos en geografía, el impresionante paraje del Cabo de Gata. ¡Qué osada es la ignorancia!

Menos mal que viajando uno va poco a poco convirtiendo esa ignorancia en conocimiento, y así te encuentras con que Almería está repleta de montañas surcadas por rutas de senderismo, bosques, y rincones para ir desde el centro de la tierra hasta las estrellas. Puede sonar a un gran viaje, pero te prometo que apenas vamos a salir de las comarcas del valle de la Almanzora y de la Sierra de los Filabres, tal es la diversidad de actividades para hacer en esta zona.

Caminando por Almería
Caminando por Almería

Geoda de Pulpí

Empecemos nuestro fascinante viaje por Almería adentrándonos en las entrañas de la tierra, visitando un lugar descubierto hace pocos años, en 1999, y que parece sacado de un cómic de Supermán. Se trata de la Geoda de Pulpí, una formación de cristales de yeso a la que puedes asomar la cabeza para adentrarte en un mundo desconocido.

Las geodas son como huevos de roca en cuyo interior hay cristales, y seguro que las has visto en alguna tienda de cosas curiosas cortadas por la mitad. Eso sí, estas geodas apenas son del tamaño de una sandía, y no te puedes meter dentro de ellas. La de Pulpí es un poco más grande, alcanzando los 8 metros de largo, por lo que es considerada la mayor del mundo (en México hay otra más grande, pero técnicamente no es una geoda, ya que es una cueva con cristales inmensos, no una roca con cristales dentro).

Interior de Mina Chica
Interior de Mina Chica

Ahora bien, llegar hasta la Geoda de Pulpí no es simplemente caminar unos metros desde el parking hasta la maravilla natural para hacerse la foto. No. La visita a Mina Rica, donde se encuentra la geoda, incluye un recorrido por la antigua mina del siglo XIX de hora y media de duración, en la que se visitan diferentes galerías como «Por si acaso» o «Quién tal pensara» (la guasa andaluza está en todas partes), haciendo un recorrido histórico que me resultó muy enriquecedor.

Durante el camino ves galerías, piedras luminiscentes, el rincón de la virgen de Santa Bárbara (patrona de los mineros), y muchos detalles que resultan casi más interesantes que la geoda en sí. Digamos que la geoda es como el gran imán para adentrarte en la cueva, y después te sorprendes por todo lo que hay dentro.

En cuanto a la Geoda de Pulpí, como decía al principio, puedes introducir la cabeza dentro para verla, pero no tendrás una foto como las que se ven en los anuncios de ti dentro de un espacio mágico repleto de cristales. El acceso al interior solo es para los operarios, y los visitantes nos tenemos que conformar con tener nuestra postal justo desde afuera. La vista al interior tendrás que conservarla en tu memoria.

Geoda de Pulpí
Geoda de Pulpí

Minas de las Menas

Seguimos nuestro recorrido por Almería acercándonos hasta el poblado minero de las Menas, en plena sierra de los Filabres. De nuevo volvemos a estar en un entorno minero de extracción de recursos del interior de la tierra, pero ahora vamos a conocer cómo era el entorno y cómo se vivía en esa zona. El antiguo poblado minero ha sido parcialmente reconvertido en el Camping de las Menas (excelente lugar para comer, muy recomendable), conservándose edificios como el del capataz, los ingenieros, el médico, e incluso el casino y el casinillo. Es posible verlos por fuera, pero no el interior debido a los típicos problemas administrativos en los que nadie se encarga de conservar el patrimonio.

La mejor forma de visitar las Minas de las Menas es a pie, tomando el sendero SL-A 192 que hace un recorrido circular por el entorno de menos de 7 kilómetros. La ruta es muy sencilla, y tan solo hay que tener un poco de cuidado en las bajadas. Lo que sí recomiendo es hacer la ruta con un guía que te vaya interpretando el paisaje, pues, aunque se vean algunas bocas de mina y restos de edificios, uno no sabe para qué servían y por qué estaban en ese sitio, además de que el guía te ayuda a transportarte con la imaginación a cómo se vivía en aquellos tiempos. Unos grandes profesionales para guiarte son Rutas por Almería.

Durante mi visita me comentaron que el ayuntamiento de la zona estaba estudiando la posibilidad de habilitar alguna mina para visitarla por dentro, así como mejorar los antiguos edificios, por lo que, si se ponen manos a la obra, este centro minero puede llegar a ser uno de los más bonitos e interesantes de toda la península. En cuanto al paisaje, es simplemente espectacular, incluso bajo el sol más ardiente del verano. Ni me quiero imaginar lo hermoso que estará en primavera.

Paisaje de las Minas de Menas
Paisaje de las Minas de Menas
Entrada a una mina de Menas
Entrada a una mina de Menas

Macael, la capital del mármol

¿Cuál es el material preferido por los escultores? Sin duda, el mármol. Y en Macael llevan extrayendo este noble material desde hace más de 3.000 años. Eso sí, el mármol de Macael es de una extraordinaria dureza, como atestiguan obras Patrimonio de la Humanidad creadas con este mármol como el Patio de los leones de la Alhambra de Granada, Medina Azahara (en mi querida Córdoba) y, posiblemente, el teatro de Mérida.

El interés turístico de Macael recae principalmente en visitar las minas de mármol, que se pueden ver perfectamente desde varios miradores, e incluso acercarte hasta vetas que ya no se explotan para tocar con tu propia mano las cicatrices de la tierra. Este tipo de turismo industrial puede parecer aburrido y sucio, pero te recomiendo que le des una oportunidad, ya que es muy interesante conocer de dónde salen materiales tan conocidos como el mármol y cómo ha ido evolucionando su extracción. Además, el paisaje es, de nuevo, alucinante.

El pueblo de Macael también merece una visita porque, al ser la capital del mármol, verás este material por todos lados: en el pavimento, en las fachadas de edificios, en las esculturas, y en récords Guinness como el mortero más grande del mundo hecho en mármol. Las callejuelas del centro guardan varias sorpresas, ideales para ir con los ojos bien abiertos y encontrar tanto las escaleras como los leones.

Panorámica de la mina de Macael
Tocando la mina de mármol de Macael
Tocando la mina de mármol de Macael
Escaleras artísticas en Macael
Escaleras artísticas en Macael

Ciudad del Arte de Olula del Río

A un paso de Macael se encuentra Olula del Río, pueblo que cuenta con uno de los centros artísticos contemporáneos más interesantes que he visitado nunca, y más si tenemos en cuenta que estamos en un pequeño pueblo en el interior de Almería. En una gran capital sería un gran centro de atracción, en un pueblo como Olula del Río, es simplemente alucinante.

La Ciudad del Arte de Olula del Río se compone de varios edificios, siendo el principal el Museo Casa Ibáñez, una de las mayores colecciones de arte contemporáneo creada por el autor local Andrés García Ibáñez. En su interior encontrarás obras realistas del pintor con una fuerte crítica social, acompañadas de piezas de Sorolla, Antonio López, Zuloaga, Capuleto, e incluso Goya.

El otro edificio de la ciudad del Arte es el Centro Siquier, dedicado al fotógrafo almeriense Carlos Pérez Siquier, pionero de la vanguardia fotográfica española y precursor, en los años 70, de la fotografía de lo cotidiano en color. Además de poder admirar algunas de sus mejores obras (a mí me encanta la colección La Playa), en una de las salas del centro hay un excelente recorrido por la fotografía española del siglo XX con las obras más emblemáticas de los autores nacionales.

La visita se completa con la gran escultura de Antonio López «Mujer del Almanzora», que refleja el carácter y orgullo de la zona.

Esta Ciudad del Arte está en plena expansión con la construcción de otro edificio para acoger más obras de artistas de Almería, en un centro de arte con una gran trayectoria por delante y cuya visita es más que recomendable.

Cuadros del Museo Ibáñez
Cuadros del Museo Ibáñez
Detalle de la obra del Centro Siquier
Detalle de la obra del Centro Siquier
Sala de exposición del Centro Siquier
Sala de exposición del Centro Siquier

Serón

En nuestro peculiar viaje por la Almería más desconocida llegamos hasta Serón, típico pueblo de la sierra con una majestuosa estampa presidida por el castillo nazarí. Además del paseo de rigor por sus calles en busca de rincones únicos durante nuestra ascensión al castillo y al Centro de Historia anexo (Serón tiene unos cuantos), en los alrededores hay varias actividades a hacer muy divertidas.

De las más recomendables es recorrer en bicicleta la Vía Verde del Hierro. Con aproximadamente 12 kilómetros de longitud, esta vía verde recupera el antiguo trazado del ferrocarril para ofrecernos un paseo entre la naturaleza y el patrimonio histórico de la zona, con lugares llenos de magia como el Aljibe, la Estación de los Cuentos, la antigua estación, el mirador de Fuencaliente, y otros lugares de interés. 12 kilómetros pueden saber a poco para los ciclistas más experimentados, pero esta vía verde es para disfrutar de las paradas que ofrece, no un reto deportivo.

Otra de las actividades más recomendadas en la zona es caminar por alguno de los senderos. Además del ya mencionado de las Minas de Menas, está el sendero Panorámico de Serón (PR-A 335), que ofrece un recorrido circular alrededor de la villa, y el sendero de las encinas milenarias (PR-A 319), a unos pocos kilómetros de Serón, en el que puedes acercarte hasta maravillas de la naturaleza como el árbol más grande de Andalucía (la encina La Peana), y descubrir las cortijadas, antiguos refugios moriscos en plena naturaleza.

Las mejores épocas del año para visitar estos lugares son primavera y otoño, pues en Almería el clima siempre es templado, y aunque de noche puede llegar a refrescar bastante (incluso en agosto), por el día tienes prácticamente asegurado el buen tiempo para disfrutar de la montaña y la naturaleza.

Serón desde el castillo
Serón desde el castillo
Encina la Peana, la más grande de Andalucía
Encina la Peana, la más grande de Andalucía
Vía Verde de Serón
Vía Verde de Serón

Observatorio de Calar Alto

A 2168 metros de altura, en la cima de Calar Alto, vas a ver las estrellas pegadas a tu cara, literalmente. Aquí se encuentra el Centro Astronómico Hispano en Andalucía (CAHA), que cuenta con cuatro telescopios y muchos científicos que intentan desvelar algunos de los secretos del universo. El más grande de estos telescopios ópticos, de 3,5 metros de diámetro, ostenta el récord de ser el mayor de la Europa continental. El mayor del mundo se encuentra también en España, en la isla de La Palma, en las Islas Canarias.

Las investigaciones científicas que se desarrollan en este tipo de centros suele estar alejada del conocimiento de la mayoría de la gente, de ahí que me parezca muy enriquecedor que te acerques hasta Calar Alto para hacer una visita guiada y conocer de primera mano cómo funciona un centro científico, qué se investiga, cómo se estiran hasta el infinito y más allá unos presupuestos exiguos, y cómo este conocimiento, que nos parece tan intangible, revierte en el bienestar de toda la humanidad en su totalidad.

Como detalle de calidad, los guías que realizan la visita al observatorio de Calar Alto son doctores en física y astrofísica, por lo que siempre van a poder ofrecerte más detalles y responderte a tus preguntas sobre el universo, de ahí que me parezca recomendable conocer un poco de qué van a hablarte, leyendo antes de la visita algún libro de la materia (por ejemplo, Astrofísica para gente con prisas de Neil deGrasse Tyson).

Tras la visita al observatorio, tan solo nos queda tumbarnos y esperar a que anochezca para disfrutar de uno de los espectáculos más hermosos de la naturaleza, disfrutar de las estrellas, planetas, galaxias y constelaciones que iluminan el cielo nocturno en una danza salpicada de estrellas fugaces y perseidas, asombrándote con la belleza de lo que en apariencia son puntos de luz, pero realmente sabes que son otros soles, otras lunas, otras tierras, que quizás algún día puedas visitar por tu propio pie y decir «mi viaje comenzó en aquel punto azul pálido de allí».

Primer observatorio de Calar Alto
Primer observatorio de Calar Alto
Mayor telescopio del observatorio
Mayor telescopio del observatorio
Vía Láctea sobre el observatorio de Calar Alto
Vía Láctea sobre el observatorio de Calar Alto

Información práctica para visitar Almería

Dónde Dormir

  • Posada del Candil. Apartamentos rurales sostenibles en pleno bosque de la sierra, ideal para desconectar del mundo a un paso de Serón.
  • Hotel Jardines la Tejera 4*. Hotel funcional de carretera en Olula del Río.
  • Camping las Menas. Descansa en la sierra en los bungalows de madera o en las parcelas para tiendas de campaña o autocaravanas.

Dónde comer

  • Restaurante de la Posada del Candil, Paraje El Angulo s/n, Seron. Yolanda García aplica la filosofía de gastroconciencia para ofrecer un menú con productos locales en una interpretación muy actual.
  • La Marmita, C/ Pedro Tapia Espinosa, s/n. Edificio Multifuncional, Macael. Restaurante con platos de diseño muy bien cocinados, ideal para darse un homenaje.
  • Camping las Menas, A-1178, Km. 18, Serón. El restaurante de este camping es para conocerlo, producto de la zona bien cocinado con una gran terraza. Muy recomendable.
  • Restaurante Cuadrado, Avda de Lepanto, Serón. Restaurante de toda la vida con muy buena comida y raciones muy abundantes.
  • Restaurante Jardines la Tejera. Restaurantes del hotel del mismo nombre con buena variedad y platos abundantes.

Actividades

Algunos de los enlaces en este artículo incluyen enlaces de afiliados. Esto significa que si realizas la compra de un producto aquí listado siguiendo este enlace machbel.com recibirá una comisión. El uso de este enlace no incrementa el precio final para ti y nos ayuda a seguir manteniendo el blog gratuito.

Comenta tu opinión sobre el artículo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.